Nombrando al vendedor

Sep 10, 12 | by Benoit Mahé

En el esfuerzo por trasmitir estima y consideración a los equipos en tienda (y que así se sientan en confianza para atender con chispa al cliente), resulta pertinente cuidar la forma cómo se nombra al vendedor. Así, la cadena de belleza Sephora no les llama “vendedoras” sino “MakeUp artist”, artistas del maquillaje. En Yves Rocher, será “asesora en belleza”. Estamos hablando de la misma persona pero le estamos otorgando un estatus, un reconocimiento y una dignidad muy superior al habitual y debilitante vocablo de “dependienta” o incluso “vendedora”, que no siempre resulta bien percibido.

En ese afán de consideración, también se cuidará el nombre de cada persona. A todos nos gusta que nos llamen por nuestro nombre. Recuerdo con emoción una conversación con Salvador, ese gerente de un restaurant situado en un aeropuerto en las Islas Canarias. En nuestra primera sesión de coaching, observando que soy francés, me indica:

– Pues yo también tengo una colaboradora francesa. Se llama Amélie… pero la llamamos Céline.
– Ah… ¿y porque la llamáis Céline si se llama Amélie?, le pregunto
– ¡Pues porque vi en su cedula de identidad que Céline es su segundo nombre y a mí me encanta la cantante Céline Dion!”
– Pues de hecho en Francia no se suele usar ese segundo nombre sino para fines administrativos ¿Y a ella le gusta que la llamen Céline?
– ¡No! De hecho siempre nos pide que la llamemos Amélie pero nos parece más divertido y ahora hasta en la central la llaman Céline! ”.

En esta primera sesión, Salvador toma conciencia del punto y acordamos que en su primera sesión de Retail Coaching con Amélie Céline, le preguntaría cómo quiere que la llamen. En nuestra segunda sesión, lo primero que me comenta Salvador fue la reacción de agradecimiento de Amélie cuando él aceptó llamarla por su nombre y envió una nota interna para que hasta en la central se hiciera de esta forma. Casualmente, el UPT de Amélie este mes experimentó un fuerte aumento.

Se puede extender el punto a los diminutivos (Paquita, Pepe) y los apodos… que no siempre están bien apreciados. Merece la pena al recibir un empleado nuevo preguntarle:

“¿Cómo te gusta que te llamemos?

One response to “Nombrando al vendedor”

  1. To have a realistic view of what Mark says, see the main character in the television series Continuum

Leave a Reply

Your email address will not be published.